¿Qué había en la caja fuerte de Toledo?

Resultado de imagen de caja fuerte en la pared

La fiscalía allanó la casa de Alejandro Toledo, en medio de un espectacular y mediático operativo, que no dejó la menor duda de que algo viene haciendo. Los medios se han encargado de maximizar el impacto del hecho y sus antiguos correligionarios le han dado la espalda en sendos artículos donde expresan su desazón del porque aquel que libero al país de la mafia fujimontesinista, ahora es solo un ladrón que recibió 20 millones de dólares. Ni un solo articulista de La República se cuidó de expresar su satisfacción por la lucha anticorrupción, incluido el asociado de YPIS, el insigne Augusto Älvarez Rodrich, también vinculado a Marcelito.

Pues bien, el espectáculo sirve para una platea sensible, y que es fácil de impresionar. Pero ¿la caja fuerte de Toledo tenía algo de valor en su interior?

Al respecto cabe señalar que por sentido común, los criminales no suelen guardar cosas comprometedoras en sus espacios de asidua concurrencia, mucho menos en sus casas. Tratan de buscar otros lugares menos obvios. El que roba millones y millones es un delincuente de cuello blanco, y para serlo debes tener habilidad quirúrgica, y sobre todo cubierto todas sus espaldas

¿Esperaba la fiscalía hallar los 20 millones en la casa de Toledo? ¿Esperaba hallar los fajos de billetes en la caja fuerte?

Desde que estalló el escándalo Odebrech, la justicia peruana y especialmente la fiscalía se hizo de la vista gorda. Mientras en Brasil el hecho ponía en la cárcel a distintos políticos, ex gerentes y empresarios. En el Perú nada pasaba, hasta que un dato en global vino del departamento de justicia de los estados unidos, 29 millones en coimas habían sido entregados por Odebrech en el Perú. Y ahora sabemos por el diligente Ministerio Público que 20 millones habían ido a parar a manos del cholo de Harvard, y el restante, el sencillo US$ 9 millones sin duda repartidos entre Alan, PPK, Humala, y una legión de Ministros, Viceministros, operadores, etc. y funcionarios de medio pelo. o alguna infausta pita débil, esos que ya han sido detenidos, y que primero querian acogerse a la colaboración eficaz, pero luego extrañamente decidieron que ya no.

En el Perú las reacciones de los políticos y empresarios contra la corrupción y especialmente contra el caso Odebrech han sido así:

  1. Aquí no pasa nada, a nadie le importa investigar, todos tranquilos, porque todos algo han sacado de empresas como Odebrech en los últimos 38 años, y saben que si se destapa algo, será tapado rápidamente o en su caso buscaran chivos expiatorios. A la gente no le gusta mucho saber, y ni entiende lo que representa los millones en tránsito. Está lejos de asociar esos millones con sus bolsillos, o con los servicios públicos y las inversiones dejadas de hacer por esta causa.
  2. Visto el caso Odebrech y el extraño favorcito de la justicia estadounidense, es hora de repartir los 29 milloncitos señalados entre algunas pitas débiles y uno que otro político en desgracia. Si es culpable mejor.
  3. Mientras hacen eso, todos se ponen a buen recaudo, y sellan acuerdos y van llevando un control de daños, la cosa es que el tema Odebrech no rebalse. Y por tanto todos: políticos empresarios y autoridades, hacen sus máximos esfuerzos para aislar el caso lava jato. Mientras en Brasil y estados unidos se sigue destapando ollas de presión.
  4. El Congreso ha sido el mejor lugar para desviar la atención o minimizar daños, portergarlos o ridiculizarlos al extremo máximo, como fue con la Comisión Pari.
  5. La CONFIEP y su socios han diseñado una estrategia que les permita sobrevivir al temporal .Ellos son los corruptores por excelencia, tiene a un ex presidente profugo, y ninguna autoridad lo busca. Su estrategia es excluirse, evadir cualquier exposición pública, y ordenar a las autoridades siempre bajo su control a meter a la carcel a uno o mas peces chicos o medianos, si hay personajes de la farándula o el deporte mejor.
  6. Quien quiere ganancia de pescadores es el Fujimontesinismo, y trata de evadir alguna investigación a su lider corrupto fundador(30 proyectos Odebrech en los años 90s). Y aunque ya van saliendo a la luz su papel de cuña contra cualquier investigación a Odebrech en el Congreso, su banccada y su lideraza Keiko Fujimori actúan normal. Misma estrategia usada por Alan Garcia: “al ladrón al ladrón”.

Pero hay más, y aún sabiendo lo de los 29 millones (en Venezuela la misma justicia estadounidense ha contado mil millones de dólares), nuestra siempre diligente fiscalía se demoró un siglo antes de empezar algunas acciones. Y se demoró tanto que los ex presidentes se fueron de tour para nunca más volver.  Llegando a sospechosos acuerdos con los criminales de Odebrech, antes que encerrarlos preventivamente, e intervenir y clausurar sus locales como haria con cualquier hijo de vecino.

¿Y porque Toledo?

Todos sabemos que Toledo ha entrado en desgracia, en su última postulación sus amigotes de vieja data lo dejaron abandonado, para irse con PPK. Entonces ya sin escuderos, y sin su antigua popularidad de Pachacutek, es el punto más débil que la fiscalía halló, pero se aseguró de darle oportunidad de ponerse a buen recaudo, y suficiente tiempo para limpiar todo aquello que lo incrimine. Ya es culpa suya si luego el Fiscal Hamiltón, y Pablo Sanchez hallan algunas cosas, algo que de pronto, y sin querer queriendo ate el hilo de la madeja(ese algo depende de cómo la ciudadanía reaccione).

El punto es que la corrupción es parte del estado, y la fiscalía no es ajena. Su accionar equivoca, errática y fallida solo muestra de cómo es capaz de participar de esta enorme red. Ya sea por omisión o por comisión, pues es seguro que los peces gordos y muy gordos hacen continuas y sanadoras ofertas imposibles de rechazar, a lo cual sucumbe todo el sistema judicial. Al punto que Alan Garcia se ufane de despotricar sin el menor temor contra los pobres diablos que antes fueron sus piezas en esa intrincada red que ha tejido para “que la plata le llegue sola”

Bueno, en la caja fuerte de Toledo la fiscalía solo halló un ratoncito que les saco la lengua. Pero para que no queden dudas del operativo se pusieron su chaleco azul con logo del Ministerio Público y se tomaron foto pal face. Mientras los ex presidentes ya se fueron del Perú, y los que quedan no tiene el menor temor al Tsnami llamado Odebrech. El caso de Alan Garcia resume su estrategia: La prescripción de sus delitos.

Mientras tanto Peluchin anuncia con bombos y platillos que regresa al plató, y Combate más bacán que nunca es evaluado si sigue, porque esto de Odebrech ha puesto saltones a los peruchos normalmente distraídos por Trome, Libero, y la novela turca de las 10.

James Pueblo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s